Actualizado hace 3 años (03/04/2013) en Documentales

Puentes de Oporto

De todas las construcciones hechas por el hombre, los puentes son quizás los que más destacan por su simbolismo. Marcan el paisaje e influyen tanto en la vida como en la historia de ciudades y en la vida de las personas. En este programa veremos los puentes que conectan las orillas del Río Duero y que permiten un flujo constante de personas entre la ciudad de Oporto y Vila Nova de Gaia.

A través de los siglos, los dos pueblos vecinos desarrollaron la necesidad de comunicarse entre sí para intercambiar bienes y servicios. La travesía se realizaba hasta entonces en botes y balsas, pero unas circunstancias especiales llevaron a que en 1806 se construyera el primer puente de barcas permanente. En 1843 fue construido el primer puente fijo, el Puente Pensil. Y el último cuarto del siglo XIX contribuyó con dos puentes más: el Puente Doña Maria Pía y el Don Louis I. Después hubo una larga pausa hasta que en 1963 se inauguró el Puente de Arrábida, y ya en 1991 el Puente de S. João. A partir de aquí las comunicaciones entre Oporto y Gaia se multiplicaron con la construcción del Puente de Freixo, en 1995, y el del Infante Don Enrique en 2003.

Enlaces de descarga